Ocio latino Ocio latino

La joven española rescatada de una secta en Perú se reencuentra por fin con su padre

Publicado: 25 julio 2018

Ocio Latino-. La incansable lucha de su padre no cesó hasta que dio con ella. Patricia Aguilar, natural de Elche (Alicante), fue encontrada el pasado 4 de julio después de más de un año desaparecida. El gurú de la supuesta secta Gnosis de Manrique logró que con 18 años recién cumplidos, la joven saliera de su casa el 7 de enero de 2017 con destino a Perú y nunca más volviera a ver a su familia. Alberto Aguilar, padre de Patricia, viajó el pasado mes de junio al país andino para ayudar a las autoridades a buscarla. Dio con ella, y ahora, han podido por fin reencontrarse. 

Así lo ha afirmado la familia de la joven en un comunicado, en el que también ha asegurado que ese reencuentro ha sido “muy bueno”. Ambos han podido abrazarse y conversar durante un largo espacio de tiempo. Además, Patricia ha hablado con su madre y su hermano a través de videollamada. Se interesó por el estado de resto de sus familiares a pesar de que en un principio se pensaron que tras más de un año en la secta pudiera rechazarlos.

Desde que lograron liberarla, la joven permanece en un albergue de acogida del Ministerio de la Mujer de Perú, donde tanto ella como su bebé están siendo atendidas de la desnutrición que sufrieron durante su estancia en una especie de cuadra en mitad de la selva peruana, que tal y como detalló una tía de la joven, se encontraba en una pésimas condiciones. Tanto Patricia como la bebé que tuvo con el autoproclamado líder de la secta Gnosis de Manrique, Félix Manrique, se encuentran “mucho mejor”.

En la actualidad, dependen de trámites administrativos para que Patricia y la bebé puedan volver a España. Según han explicado fuentes de la familia, el principal problema al que se enfrentan es que no consta ningún certificado médico para el registro de la hija. Por eso deben esperar 60 días (el plazo finaliza el último día de julio) para poder registrarla y continuar con los trámites oportunos para poder viajar a España.

Patricia Aguilar se marchó de casa en enero de 2017, después de que el líder de una presunta secta, ya detenido, la convenciera a través de Internet para que huyera a Perú y se uniera a él. Al parecer la joven “fue a contar un sueño suyo a través de una página esotérica” y Manrique le contestó. Solo tenía 16 años y lo que hizo con ella fue un “rapto psicológico”.

Fue encontrada el pasado 4 de julio, sola y al cuidado de varios menores, entre ellos su bebé de un mes, en una casa ubicada en una peligrosa zona de la selva peruana. A varios kilómetros de allí fue localizado y capturado en una habitación el líder de la presunta secta junto a otras dos mujeres, una de ellas embarazada de ocho meses, muy delgadas y con signos de violencia.


Este artículo se ha visitado 900 veces


También te puede interesar

Deja un comentario