Ocio latino Ocio latino

Consejos para buscar empleo

Publicado: 1 abril 2011

Buscar trabajo es, valga la redundancia, un trabajo. Y muy arduo y desgastante. Si usted está en esta situación seguro que este reportaje le interesará.

Redacción Ocio Latino

En diciembre pasado el número de parados registrados en los Servicios Públicos de Empleo se situó en 4.100.073, un 4,5% más que en el último mes de 2009. A más parados mayor competencia. Por eso la forma de enfrentarse a la búsqueda y de presentarse ante eventuales entrevistas laborales.

Según especialistas de Expansión & Empleo estos consejos ayudan para no echar a perder el proceso de selección:
1. Busque empleo todos los días. Cuanto más tiempo dedique, mejor. Algunos estudios calculan que el 40% de los demandantes invierte menos de tres horas diarias en la búsqueda de trabajo.
2. No ponga todos los huevos en la misma cesta. Inserte su currículo en todos los portales de empleo que pueda pero no centre su búsqueda exclusivamente en internet. Por ejemplo, acuda a los servicios públicos de empleo y a las firmas especializadas en selección de personal.
3. Cuide el contenido y la forma de su currículo.
a) Las empresas que se encargan de seleccionar personal se quejan de que reciben documentos con faltas de ortografía, escritos a mano y acompañados de fotos inadecuadas. En Randstad aseguran que con frecuencia el candidato no incluye sus datos de contacto, no detalla las funciones que ha realizado en anteriores puestos y envía vidas laborales poco resumidas.
b) Adecue el currículo a la oferta a la que aplica. En la medida de lo posible, personalícelo según la empresa y el puesto al que se dirija su candidatura.
c) Si va a enviar su historial profesional a una empresa sin tener la certeza de que ésta dispone de una vacante acorde a su perfil, acompáñelo de una carta de presentación que explique por qué quiere tener una oportunidad laboral en dicha organización.
4. Prepare la entrevista de trabajo:
a) Sea puntual. Analice previamente dónde es la cita, el tráfico que suele haber a esa hora, etc. Su impuntualidad no sólo jugará en contra de su candidatura, sino que los nervios por no llegar a tiempo le harán un flaco favor durante el encuentro.
b) No acuda sin haber repasado su carrera profesional e investigue sobre la compañía donde espera encontrar empleo. Lo más adecuado es responder con humildad, por ejemplo con frases como “he estado mirando su web y, aunque no conozco mucho la empresa, sé que se dedica a tales actividades, que tiene tantas delegaciones en España”.
c) Acostúmbrese a que podrán hacerle algunas preguntas que le resultarán complicadas, como cuáles son sus puntos fuertes y, sobre todo, sus puntos débiles. El reto está en hacer que una debilidad se convierta en una fortaleza. Por ejemplo, “soy un poco cabezota, hasta que no consigo lo que me propongo, no paro”.
d) Recuerde que una vestimenta más o menos clásica y un lenguaje cuidado son más importantes que muchos conocimientos técnicos.
e) Transmita ilusión. Cuando hable, sonría de forma moderada transmitiendo un espíritu positivo (no jocoso).

Lo que no se debe hacer en una entrevista de trabajo
Según publica el diario El Mundo estas son algunas respuestas y actitudes que han dado y demostrado candidatos a ocupar empleos en sus entrevistas de trabajo que, lógicamente, los han dejado fuera de la selección:
“Pues si me interesa, te llamo”. Esta frase está vetada por sentido común. Es el entrevistador el que toma la palabra para la despedida y la notificación de que se está pendiente de la resolución de la convocatoria.
Cargado con las bolsas de la compra. Acudir a una entrevista de trabajo con las bolsas de la compra, apoyarlas junto a la silla o colocar una barra de pan sobre la mesa del entrevistador son actitudes que hablan bastante mal de la educación y pertinencia del entrevistado. Tampoco hay que bostezar, poner las manos detrás de la nuca o cosas por el estilo. Los nervios a veces juegan malas pasadas y se hacen estas cosas casi sin pensar.
Estamos entre colegas. El entrevistado debe guardar la distancia obvia que debe existir con el entrevistador. A menos de que se nos diga algo en contrario, siempre se debe emplear el “usted” y hablar con respeto, no estamos frente a un amigo o coleguilla del bar. Desde luego no hay que besar ni abrazar al entrevistador.
La voz cantante. Quien inicia la conversación y hace las preguntas es el entrevistador nunca quien busca el empleo. Sólo al final de la entrevista seguramente el entrevistador preguntará al entrevistado si tiene dudas o preguntas sobre el puesto.
Responder con monosílabos ni hablar en exceso. No hay que responder con monosílabos “sí, no…) ni hablar excesivamente.
“Un momento, que tengo una llamada”. Responder o hacer una llamada telefónica en plena entrevista de trabajo es no sólo de mala educación sino también de pésimo criterio.
“¿Para qué es la oferta?”. Al acudir a una entrevista de trabajo hay que saber exactamente de qué se trata y también hay que informarse sobre la entidad que lanza la oferta. Es acertado argumentar por qué se quiere incorporar a esa firma, destacando los aspectos positivos de la empresa.

Las cifras

La Seguridad Social perdió 7.794 cotizantes extranjeros en febrero pasado, un 0,4% respecto al mes anterior, hasta situarse el número de inmigrantes en alta en 1.769.773 ocupados.
Con el descenso de febrero, el sistema acumula ya siete meses consecutivos de pérdida de afiliados extranjeros, según datos del Ministerio de Trabajo e Inmigración.
Del total de inmigrantes afiliados a la Seguridad Social al finalizar el segundo mes del año, 1.134.974 cotizaban al Régimen General, 253.078 al Agrario, 197.992 al de Autónomos, 178.736 al del Hogar, 4.442 al del Mar y 550 al del Carbón.

Datos regionales

Por comunidades, Cataluña cuenta con el mayor número de extranjeros afiliados, con 389.597 personas (el 22% del total). Por detrás se encuentran Madrid, con 384.046 personas (el 21,7%), Andalucía, que suma 212.803 (el 12%), y la Comunidad Valenciana, que cuenta con 194.007 (el 10,9%).


Este artículo se ha visitado 1804 veces


También te puede interesar

Deja un comentario